Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

Una tormenta afectó a una isla y lo que apareció en la playa al día siguiente los dejó a todos locos

Los más sorprendidos fueron los niños, quienes no dudaron en correr hasta sus casas para buscar carretillas y otras herramientas que les permitieran apoderarse de los objetos. 

Era un día más de tormenta para los habitantes de la pequeña isla Langeoog, Alemania, quienes se resguardaron en sus hogares hasta que pasara el mal tiempo, sin pensar que al día siguiente se enfrentarían una inesperada sorpresa.

El día después de la intensa tormeta que alcanzó la categoría de huracán, en la playa de la localidad apareció algo que los dejó a todos atónitos y vueltos locos, especialmente a los niños que corrieron hasta sus casas en búsqueda de carretillas para apoderarse de los objetos.

Y es que miles de huevos del popular chocolate “Kinder Sorpresa” fueron a parar a la arena de Langeoog, luego de que el mal tiempo causara que el barco Maersk Mukebo perdiese cinco contenedores repletos de este producto; consigna BBC.

Así fue como la carga no pudo terminar su recorrido, desde el puerto Yangashan en China hasta Bremerhaven, Alemania, y se apoderó de la isla Langeoog, cuyos habitantes quedaron felices con el inesperado regalo.

Foto: Twitter @@StZ_NEWS

pixel