Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

Tiene 68 años y volvió a la escuela para superar algo que realmente conmueve

Durga Kami es un hombre de 68 años que desde que era un niño había soñado con ser maestro. Sin embargo, nunca lo pudo lograr ya que no tuvo los recursos para ni siquiera poder ir a la escuela, debido a que su familia era muy pobre.

Hace algunos años, cuando su esposa murió, él decidió hacer algo al respecto con su vida, por lo que se inscribió en una escuela local, para poder así combatir su soledad.

Durga Kami en clases

Kami vive solo en una casa de una habitación en un pueblo ubicado en una colina en Syangia, un distrito situado a unos 240 kilómetros de la capital de Nepal, Katmandú.

La casa de Durga Kami

Actualmente, Kami, quien tiene seis hijos y ocho nietos, va a la escuela seis días a la semana, pero como alumno de 10º grado en una escuela secundaria nepalí.

Durga leyendo un libro

“Voy a la escuela para olvidar mis penas”, dijo Kami.

Cuaderno con materia de inglés

A pesar de su edad, Kami dijo que seguirá estudiando hasta que muera y espera que esta historia aliente a otros a ignorar las barreras de la edad.

Durga juega voleibol

“Si ven a una persona mayor con barba canosa como yo en la escuela, tal vez también se motiven”, dijo.

Durga en el patio de la escuela

Según un informe de la ONU de 2012, en Nepal la tasa de alfabetización en adultos es de un 58% y la de los jóvenes es de un sorprendente 90%.

El profesor le pregunta algo a Durga

El gobierno ha dicho que 1,74 millones de adultos de su población están inscritos en más de 20 mil clases en todo el país (en Nepal viven alrededor de 27 millones de personas).

Durga junto a sus compañeros

El próximo año Kami será parte del más de medio millón de estudiantes que rendirán un examen nacional para poder recibir el diploma educativo, este es comúnmente conocido como “puerta de hierro”.

Durga sale de clases

Es a través de esta prueba en la que los estudiantes pueden acceder a una carrera académica. Kami asegura que se afeitará la barba si es que aprueba.

Uniforme de la escuela

 

La escuela de Kami le brindó los útiles escolares y el uniforme escolar, el cual incluye un pantalón gris, una corbata azul a rayas y una camisa blanca

Ropa de la escuela

“Es un poco flojo en los estudios comparado con nosotros, pero lo ayudamos con eso”, dijo el compañero de Kami, de 14 años, Sagar Thapa.

Durga junto a un compañero

Sin duda una historia que motiva a otros a seguir adelante. ¿No crees? Cuéntanos en los comentarios.