Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

Si comes chocolate a esta hora del día… ¡Puedes bajar de peso!

No hay peor castigo que te prohíban el chocolate en una dieta. El alto contenido de grasas, calorías y azúcares hacen parecer que es un pecado mortal comerlo cuando quieres bajar de peso. Sin embargo, un estudio publicado en el portal científico, Science Daily, asegura que este rico alimento está mal considerado.

Chica comendo chocolate

De acuerdo a una investigación sobre alimentación, realizada por la Universidad de Tel Aviv de Israel, el comer golosinas es totalmente compatible con una dieta. Incluso los académicos aclaran que eliminar este tipo de alimentos azucarados provoca adicciones psicológicas a largo plazo.

Por lo tanto, para poder perder peso sin sacar al chocolate, uno debiese comerlo en la mañana con un desayuno equilibrado de 600 calorías, que además incluya proteínas y carbohidratos. La lógica está en que durante la mañana el metabolismo está más activo, por lo que es más capaz de quemar calorías que en el resto del día.

Chocolates

Otra parte positiva de ingerirlos en el desayuno, es que se suprime el antojo durante todo el resto de la jornada. La conclusión es bastante buena, pero ¿qué tuvieron que hacer para llegar a ella?

La universidad solicitó la participación de doscientos hombres y mujeres que fueran obesos y estuvieran en edad adulta. Ellos tuvieron que someterse a dieta durante varias semanas, donde un grupo consumía chocolates y golosinas cada semana, en el desayuno.

Por otro lado, el grupo restante, tomaba desayuno de 300 calorías y sin golosinas. El resultado fue: en 32 semanas el equipo que comió chocolates y dulces perdió 18 kilos más que los otros.

Una de las autoras del estudio, Daniela Jakubiwicz, explicó la importancia del desayuno para las personas. De hecho, en la investigación comenta que incluir pequeñas dosis de dulces al desayuno, nos puede ayudar a controlar los niveles de grelina, esta es la hormona responsable del hambre ansioso.

Chocolate

Ahora podrás comer chocolate con menos cargo de conciencia. Pero recuerda, inclúyelo solo al desayuno.