Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

Misionero quiso evangelizar a indígenas en una isla prohibida y lo mataron a flechazos

John Allen Chau, de 27 años, quería cristianizar a los hostiles aborígenes de la Isla Sentinel del Norte, en India.

Es la tribu más aislada del mundo y también la más fiera. Los nativos de la isla Sentinel del Norte, en India, no quieren intrusos en su territorio, y así lo han demostrado a lo largo de los años. Por ejemplo, en 2006 dos pescadores fueron masacrados luego que se acercaran demasiado a la tribu, y conocido es que dispararon flechas y arrojaron piedras a aviones y helicópteros que volaban a baja altura en misiones de reconocimiento.

El pueblo no supera los 40 indígenas, pero ese reducido número les ha bastado para mantener alejados a los extraños. Ahora los sentineleses suman una nueva víctima, que llegó hasta el lugar después de sobornar a un pescador, recoge El País.

Se trata del misionero estadounidense John Allen Chau, de 27 años, quien sabía que se estaba adentrando en territorio hostil. Su idea era evangelizar al pueblo del océano Índico, pero ni siquiera alcanzó a secarse los pies cuando fue atravesado por una flecha de los nativos. Allen se arrastró por la arena y murió a los pocos minutos.

“Se trataba de un ciudadano estadounidense. El 16 de noviembre lo vieron por última vez con vida los pescadores que lo llevaron hasta la isla”, detalló Jatin Narwal, vocero de la policía de Andamán, que detuvo a 7 personas que llevaron al misionero a la isla.

En 2001 el censo indio contó en Sentinel del Norte 21 hombres y 18 mujeres, pero teniendo en cuenta la peligrosidad de los nativos, se hizo desde una distancia prudente, lo que pudo alterar su precisión. En 2011, eran 12 hombres y 3 mujeres.

Fotos: Facebook/Captura de YouTube.

pixel

Etiquetas