Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

La cruel verdad tras el caso del supuesto ladrón castigado con un tatuaje en la frente

En las redes sociales muchos celebraron el escarmiento que recibió el joven, pero la historia tuvo un vuelco radical.

Fue un escarmiento celebrado por muchos usuarios en las redes sociales. Hace unos días se conoció el caso de un supuesto ladrón que fue castigado por el presunto robo de una bicicleta en Brasil, cuyo captor le tatuó la frase “soy un ladrón y un vacilón” en la frente.

La opinión de la masa fue una: que el joven delincuente se merecía el castigo. Sin embargo, con el paso de los días se supo la verdadera historia y el caso tuvo un vuelco radical, en parte, gracias a la intervención del colectivo social Afro Guerrilha.

tatuaje 2

El adolescente sufre problemas mentales e incluso es atendido en un centro especializado. Según cuenta un familiar, “el pobre muchacho lloró toda la noche y no hemos dormido, pues se ha usado su discapacidad como una excusa para causar una crueldad. En redes sociales, se han burlado”, recalcó.

El propio dueño de la bicicleta reveló que en verdad estaba rota y que el muchacho no estaba intentando robarla, sino que pretendía hacerla funcionar, consigna La República. 

tatuaje 3

Ahora los familiares del joven, de condiciones muy humildes, están preparando una demanda en contra del tatuador Wesley Carvalho, que grabó el mensaje denigratorio en su frente.

En tanto, el colectivo Afro Guerrilha está realizando una campaña para recaudar fondos que permitan que el joven se someta a un procedimiento para borrar el tatuaje, y también pata un tratamiento psicológico y los costos judiciales.

Fotos: Capturas de video.

pixel