Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

Jennifer Lawrence confiesa que se drogó para grabar una escena de “No miren arriba”

Lo nuevo del director Adam McKay tiene como gran atractivo a un reparto de ensueño: Jennifer Lawrence, Leonardo DiCaprio, MEryl Streep y Jonah Hill. “No miren arriba” cuenta cómo dos astrónomos (DiCaprio y Lawrence) descubren que un cometa letal se aproxima a la Tierra, y sus esfuerzos para alertar al mundo.

El film de Netflix se ha nutrido de grandes dosis de improvisación, como hace poco McKay confirmó en una rueda de prensa para Yahoo! Movies, al detallar una escena de 16 minutos donde dejó total libertad a DiCaprio, Lawrence, Meryl Streep y Jonah Hill. Concretamente, cuando los astrónomos acuden al Despacho Oval para contarle su hallazgo a la presidenta estadounidense (Streep).

Sin embargo, esa no es la única anécdota de la grabación. La oscarizada actriz de “Los juegos del hambre”, que también estuvo presente en la rueda de prensa, rodó una escena bajo los efectos de las drogas porque su personaje también lo estaba durante la escena.

El propio McKay narró lo ocurrido. La estadounidense pidió permiso al director para fumar un porro de cannabis en una escena junto a Streep, ya que su personaje “está drogado de verdad”. “Y yo respondí: ‘claro, puedes drogarte”, confesó el cineasta con total naturalidad.

Al parecer, el protagonismo de esta escena recae sobre Lawrence, que hace un monólogo de varios minutos. “Todo el mundo se metía conmigo (durante la escena), supongo que porque estaba drogada. Era fácil hacerme rabiar”, añadió la actriz entre risas tras aclarar que “no estaba embarazada en ese momento” para evitar posibles confusiones. Lawrence anunció en septiembre de 2021 que esperaba su primer hijo con Cooke Maroney, un galerista de arte de Nueva York con el que se casó a finales de 2019.

A pesar de la buena sintonía que actriz y director han mostrado durante la rueda de prensa, Lawrence tiene una queja sobre la producción que reveló en la última entrevista que concedió a Vanity Fair para promocionar la película. La revista compartió, según el estudio de Variety que revela los salarios de las mayores estrellas de cine, que a Lawrence le pagaron 25 millones de dólares por la película, en comparación a los 30 millones que recibió DiCaprio, consigna El País.

Las cifras muestran la aún existente brecha salarial que sufren las mujeres en Hollywood. “Fui la primera en la hoja de llamadas”, aseguró la actriz, incidiendo en el hecho de que es ella la que aparece como protagonista principal en los créditos de la producción, incluso antes que DiCaprio.

Foto: Netflix.

Etiquetas