Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

Estudio concluye que el Covid-19 es una enfermedad vascular y no respiratoria

Debido a que algunos de los pacientes más graves que se han contagiado con coronavirus tienen dificultad para respirar, al punto de que necesitan ventilación mecánica, muchos piensan que se está frente a una enfermedad respiratoria.

Sin embargo, un reciente estudio publicado en la revista científica “Circulation Research” concluyó que el Covid-19 es una enfermedad vascular y no respiratoria.

“Mucha gente piensa que se trata de una enfermedad respiratoria, pero en realidad es una enfermedad vascular”, señala Uri Manor, autor del estudio e investigador del Instituto Salk en Estados Unidos.

Según explicó el investigador, esto podría explicar por qué algunas personas tienen accidentes cerebrovasculares y por qué algunas personas tienen problemas en otras partes del cuerpo.

“El punto en común entre ellos es que todos tienen un trasfondo vascular”, señaló Manor.

Los investigadores crearon un pseudovirus que estaba rodeado de la clásica corona de proteínas de espiga del SARS-CoV-2, pero que no contenía ningún virus real.

La exposición a este pseudovirus provocó daños en los pulmones y las arterias de un modelo animal, demostrando que la proteína de la espiga por sí sola era suficiente para causar la enfermedad.

La proteína espiga dañaba las células al unirse a la ACE2. Esta unión interrumpió la señalización molecular de la ACE2 a las mitocondrias provocando que estas se dañarán y fragmentarán.

“Si se eliminan las capacidades de replicación del virus, éste sigue teniendo un efecto dañino importante en las células vasculares, simplemente en virtud de su capacidad de unirse a este receptor ACE2, el receptor de la proteína S, ahora famoso gracias al Covid-19″, señaló Manor.

Según los ensayos que se realizaron en un modelo animal, las muestras de tejido mostraron inflamación en las células endoteliales que recubren las paredes de la arteria pulmonar. Lo que dejaría en evidencia que los problemas respiratorios tienen un origen vascular.

Foto: Shutterstock

Etiquetas