Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

El paso a paso de una mujer que perdió 90 kilos en menos de un año

En 10 meses la mujer había logrado bajar 80 kilos y los restantes 10 los perdió en sólo un mes, lo que logró a través de este proceso. 

Luego de divorciarse de la persona que creyó sería su compañero para toda la vida,  Nicky Reeves se refugió en la comida y, pese a que desde pequeña tuvo sobrepeso, durante este episodio de su vida llegó a pesar 184 kilos.

Además de la obesidad, la mujer sufrió una fuerte depresión que le causó agorafobia, es decir, miedo a las multitudes, los puentes o estar solos en espacios exteriores. Esto ocasionó que se perdiera episodios importantes de la vida de su hija, ya que se negaba a salir de casa.

Afotunadamente, todo cambió cuando Nicky encontró nuevamente el amor de la mano del padre adoptivo de uno de los amigos de su hija, a quien conoció en una cena en su casa y desde ese momento ninguna más se separaron.

Ahí fue cuando la mujer decidió que era hora de bajar de peso para terminar de sentirse bien con ella misma, independiente de la opinión de su novio que argumentaba que no le importaba cuánto pesara.

Nicky-Reeves

Para cumplir con su objetivo, Nicky fue a un especialista para analizar sus posibilidades de mejorar su salud. Pese a que la respuesta médica no fue del todo positiva, dado que le diagnosticaron presión alta y artrosis, pudo cumplir su sueño de someterse a una operación de baipás gástrico.

Lo más complejo del proceso fueron las instrucciones que debía seguir al pie de la letra tras la intervención quirúrgica.

“Primero comencé con líquidos y alimentos molidos. De a poco fui integrando los sólidos, pero como mi estómago era bastante pequeño, me llenaba con muy poquito”, contó Nicky a Mirror.

Así fue como en noviembre de 2015, 10 meses después de la operación, había bajado unos 80 kilos, y para Navidad del año pasado ya se había quitado 90 kilos de encima.

Nicky-Reeves-weight-loss-before-and-after

Fotos: Reproducción Mirror

pixel