Todos los contenidos que te importan en un solo lugar

8 cosas que te harán pensar si ir a una despedida de soltero

Por muchas ideas que nos haya metido en la cabeza la película “Qué pasó ayer” (The Hangover), en la realidad las despedidas de soltero/a nunca terminan siendo como las imaginábamos. Seguro van a estar las bromas características y uno que otro invitado no va a llegar al final de la noche consciente, pero de ahí a que el celebrado desaparezca o la striper se robe los anillos de matrimonio hay un salto de la fantasía. Por si nunca has ido a una o simplemente te pica la curiosidad, aquí te dejamos algunas cosas que SÍ pasan en las despedidas de soltero/a en la vida real.

1. Nunca habrá suficiente alcohol

out

A menos que el evento sea en un bar. No es que todos sean alcohólicos ni mucho menos, pero si hay una ocasión en la que hasta lo más conservadores se sueltan las trenzas, es en una despedida de soltero/a.

2. Todos terminan muy ebrios (o deberían hacerlo)

bparty

He aquí el porqué del anterior. Es una regla social tácita: en una despedida de soltero se bebe. Y mucho.

3. Siempre estará el que termina muy muy muy ebrio

drunk

Siempre está al que se le pasan los tragos y termina inconsciente en alguno de los paraderos de la noche.

4. Todos le sirven shots al novio/a toda la noche

shota

Es el celebrado, ¿qué se le va a hacer? No sólo tiene que tomar lo que los demás toman, sino además tragos de cortesía porque es su noche. Y todo esto debe hacerlo sin morir en el intento.

5. Alguien dirá la conocida frase de que “el matrimonio es una prisión” o “no puedo creer que te estés comprometiendo tan joven”

El clásico bromista cliché de todo evento, no podía faltar en tan tamaña celebración. Lo bueno ante cualquier situación, se puede culpar al alcohol.

6. Si alguien no esta a la altura de la circunstancias, será exiliado por el grupo

exilio

Esto es otra regla tácita, sigue al rebaño. Si no lo haces, ya sabes lo que te espera.

7. Siempre estará el amigo/ familiar del celebrado que se esfuerza muchísimo por adaptarse, pero no lo hace

weird

Si bien, en las películas este es el personaje que generalmente salva la noche, en la vida real lo más común es que simplemente no lo haga. Es más, puede incluso llevarla a la catástrofe.

8. Y también el amigo que por alguna razón (ya sea que tuvo una mala semana o esta casado) se hace el difícil… hasta que se une a la felicidad grupal

El “ya esto muy mayor para esto” nunca falta. Pero en una ocasión con tanto que celebrar, y tanto alcohol en la sangre, lo más probable es que se deje llevar y vuelva a ser joven por una noche. Es más, puede terminar siendo el alma de la fiesta.